A todos nos gustaría tener un pisazo con mucho espacio, pero no siempre es así. En las grandes ciudades, los pisos pequeños son los más demandados porque suelen estar céntricos y ser más económicos.
De hecho, en España preferimos vivir en pisos y no tanto en adosados o casas unifamiliares, tanto es así que hasta encabezamos la lista europea en este tipo de inmueble, según datos de Eurostat.
Si tienes un piso pequeño no te preocupes, no eres el único. Hay muchos trucos que te pueden ayudar a aprovechar el espacio que tienes en casa y a que parezca mucho más grande de lo que es.
Intenta no usar colores que sean pesados para la vista en las paredes. Pintura ocre, blanca o pastel ayudará a que los espacios no se vean recargados.

1.- Cuelga las cortinas más arriba

Para que la pared parezca más alta, intenta colgar las cortinas más arriba de lo que lo harías normalmente. Aprovecha los ventanales y la luz natural para colgar cortinas que sean de color claro para engañar a la vista y alargar visualmente las paredes.

2.- Deshazte de cosas innecesarias

Si te vas a mudar a un piso pequeño, primero haz un recuento de todas las cosas que tienes. Intenta no llevarte todas tus pertenencias y mira si son necesarias antes de ponerte a ordenarlas en un espacio que no tienes. 
Es posible que, por mucho que quieras, no te quepa todo en el mismo espacio. ¿Conoces a Marie Kondo? Si no es así, échale un ojo a sus consejos, te ayudarán a no llevar más cosas de las que necesitas a tu nuevo piso.

3.- Invierte en muebles a medida

No hace falta dejarse un dineral para amueblar tu casa. Lo que necesitas es que el mobiliario encaje a la perfección. ¿Por qué poner una mesa enorme si puedes acomodar una pequeña o plegable que se adapte a tus necesidades? 
También te pueden ir bien los muebles desmontables, con espacio interior para guardar cosas o que tengan ruedas, se adaptarán a cada esquina con mucha facilidad.

4.- Utiliza colores neutros

Intenta no usar colores que sean pesados para la vista en las paredes. Pintura ocre, blanca o pastel ayudará a que los espacio no se vean recargados.

5.- Muebles lejos de las paredes

Si pones los muebles en el medio de la habitación en vez de pegados a la pared, ganarás espacio.

6.- Más sillones, menos sofás

Pon bancos bonitos y sencillos en vez de sillas o sillones individuales en vez de un sofá enorme. Si eres fan de los sofás, entonces intenta buscar uno de dos plazas, esquinero o que no tenga brazos. Acompáñalo de butacas bajitas que no pesen mucho.

7.- Las luces, al techo

Cada espacio cuenta así que intenta utilizarlo todo. Monta las luces en el techo para liberar mesas y mesitas de noche de lámparas aparatosas que quitan espacio.

8.- Espejito, espejito

Los espejos reflejan la luz y engañan al ojo. Si los colocas cerca de las ventanas, reflejarán el exterior y parecerá que tengas otro ventanal. Escoge uno con glamour que pegue con la decoración y ponlo en algún lugar estratégico de casa, ¡lo notarás!

9.- Gana espacio con puertas correderas

Para ganar centímetros, haz que tu armario tenga puertas correderas. De esta manera podrás tener armarios más amplios y situar mesas y camas cerca, ya que las puertas no impedirán el paso.

10.- Engaña a tu ojo

Cuelga las obras de arte y fotografías más arriba, esto creará una ilusión óptica. También lo hará mantener las puertas abiertas, parecerá que el ambiente es más fluido. Los muebles con patas también ayudan a transmitir sensación de espacio y, si puedes, cambia las cortinas de ducha por mamparas de cristal transparente, tu baño parecerá más grande.
En badi sabemos que para sentirse bien en un piso, hay que decorarlo de la mejor manera. No te pierdas nuestros posts, te daremos consejos de cómo decorar tu casa para sentirte bien desde el primer día incluso en pisos compartidos.